Thursday, April 22, 2010

Restaurante Mohedano

El sábado pasado fuimos a cenar en familia, 7 personas, a Mohedano (el nuevo restaurante de Edgar Leal en Caracas). Quisimos ir antes, pero estaba lleno y no conseguimos reservación. Llegamos al restaurante y tengo que decir que la primera impresión es de un lugar PRECIOSO. La decoración ha sido muy cuidada, y la recepción agradable. Nos sentamos en la mesa y ahí comenzaron algunos de los problemas. las mesas son rectangulares y no son aptas para grupos de más de 6 personas. Estábamos muy apretados y con las patas de la mesa molestando. Además, nos pusieron justo al lado de la zona de los camareros en la barra, con la molestia y ruido que eso ocasiona. Otro defecto que le encontré fue el ruido del local. llegamos y no estaba ni medio lleno y el ruido era ensordecedor. No se podía hablar con gente del otro lado de la mesa. Algo tienen que hacer para resolver eso. Nos cambiaron de mesa y nos trajeron la bebida y el menú. Yo pedí unos pichos de pulpo que estuvieron muy buenos, y de segundo compartimos una fideuá con langostinos y salsa de whisky y un magret de pato con arroz (entre Mariela y yo). El fideuá estaba hecho con una pasta que no es la del fideuá (no he conseguido nunca un fideua decente en Venezuela), y el pato no me fascinó (y soy fanático del pato). Los postres no nos gustaron. Los sorbetes de frutas tropicales eran de fresa ¿? La torre de chocolate tampoco nos llamó la atención. sin duda lo más flojo de la cena. Pero no todo fue malo. Nos encontramos con amigos, pasamos un rato agradable en familia, la decoración genial, la barra me encantó... pero creo que le falta rodaje al local, y mejorar la insonorización y mesas circulares para grupos más grandes. La cuenta... sin duda mucho más que los 180-200 BsF que una revista dominical decía costaba (y ellos decían que con vino), pero en el orden de similares restaurantes de la ciudad. Una lástima porque esperaba mucho más.

13 comments:

Roko said...

estuve hace unas 2 semanas ahí. Efectivamente hay mucho ruido y la cuenta es alta. Pero cuando fui la comida no estuvo mala. Quien sabe.

Lo que más me gustó fue la parte de arriba para tomarse un drink.

Yo creo que en este momento es un sitio para ir a tomarse algo arriba y ya.

MMercedes de Sucesos a Sociales said...

Esperaremos a que solucionen los problemas, que los he oido de muchos comensales para luego ir y disfrutar. Lo del ruido parece ser un punto que molesta muchisimo...

Mariana said...

Hola, no saben el telefono? Me muero por ir...

pedro said...

Lamentablemente no habia leido el blog antes de ir...la comida me parecio muy bien, pero el ruido es de arepera y el servicio de los mesoneros bien distante de lo que uno esperaria en semejante esquina de La Castellana...no pienso regresar

Anonymous said...

En el almuerzo la pasé bien con tres invitados del extranjero que quise impresionar...sin embargo concuerdo con los comentarios en general y agrego que debí quejarme con el encargado por la descortesía del parquero al recibir el carro, de haber estado con personas de mayor intimidad me hubiese marchado; por otra parte coloqué la queja a la administración del restaurant ya que a pesar de venir incluido el diez porciento de servicios, agregué un diez porciento más para un total de veinte porciento de propina. Sin embargo el cargo a la tarjeta de crédito en saldo posterior aparece con un diez porciento más, total treinta porciento de propina o servicios que no fue autorizado por mí. Así que sugiero pagar en la caja y a la vista firmar el voucher de la tarjeta para evitar incomodidades. Julio.

Anonymous said...

Fui a cenar, el servicio de mesoneros es malisimo, el restaurante tienes defectos y filtraciones, los postres se tardan demasiado y es extremadamente caro para ser un menu tan popular. no creo que duren mucho, en lo que si son diligentes es en cobrar rapido. por lo demas no volvere mas nunca.

Los baños las puertas no cierran y nunca estan limpios.

Anonymous said...

Estuve cenando esta noche en ese restaunrant y la impresión fue tan desagradable que tuve que buscar en internet para ver si efectivamente mi percepción era errada o estaba en lo cierto, concuerdo con los comentarios de que el servicio es realmente malo, especialmente con el mesonero q nos tocó en la mesa, fue muy descortez y grosero con varias de las personas de la mesa al insistir en que debia consumir más de lo esa persona queria comer, especialmente si no conocía si esas personas tenian alguna restricción o simplemente no estaban en la necesidad de comer de más. Sin contar que al inicio de la cena se "equivoco" con el nombre del vino que habiamos pedido.. La comida en general tuvo sus matices, el pato estuvo normal al igual que el chaufa, no obstante, el ceviche de mero estuvo muy bien, así como el chupe de gallina, los postres bastante normales, especialmente el fondant y la torre de chocolate. Finalmente, la gota que colmó el vaso fue el momento del pago de la cuenta ya que el mesonero se mostró bastante impaciente y descortez en vista de que el grupo se tomó mas tiempo de lo esperado en ponerse de acuerdo para hacer el pago.

Anonymous said...

El servicio del dia 03 de septiembre de 2010 ha sido NEFASTO!!! De seguir asi sera un completo fracaso...no le doy ni 1 año

Anonymous said...

Me sorprendió sobremanera el trato de los mesoneros, el pasado fin de semana fui con un grupo numeroso y al final de la noche quedamos solamente ocho, en ese momento al mesonero se le ha ocurrido la brillante idea de juntarnos a ocho en una mesa de seis, evidentemente hicimos el reclamo y fue inútil. No volveré a ese sitio.

Anonymous said...

cada dia de mal en peor, eso tienes cara de que esta en quiebra. no volvere mas.

Anonymous said...

Acabo de llegar de cenar alli por primera vez. Que sorpresa tan desagradable, entradas de sport bar, frias y con poco sabor. Los principales ni hablar, hasta el punto que tuvimos q devolver el magret de pato por tener un sabor bastante extraño y los postres cualquier cosa. Fui de invitada pero me duele el dinero que se gasto en una comida tan mediocre

Anonymous said...

Pues para rematar, nos hemos enterado que embargaron el restaurant Mohedano por una deuda que no pagaron lo dueños, aparentemente al constructor del restaurant. Se llevaron todo. No se si el restaurante piensa seguir funcionando con mobiliario alquilado, no se que haran para reponer la cocina, pero la situacion no se ve alentadora.

Para colmo el embargo ocurrió justo el día de un evento especial y todos los asistentes pudieron ver como sacaban las cosas y como estaban juez y abogados en plena faena del embargo. Que verguenza. Supongo que los dueños no tuvieron forma de cancelar el evento, que terminó siendo con los asistentes parados porque no habia donde sentarse, y con vasos y copas alquiladas.

Verónica said...

Oye para mi la experiencia en Mohedano fue totalmente diferente a lo que leo aquí. El mesonero que nos tocó fue muy agradable, la comida ( Mero en salsa de chile ) y Una carne que pidió mi esposo estivieron deliciosos, de entrada un bollito de chicarron en salsa de pesto picante y los postres muy ricos..... mi esposo y yo salimos tan complacidos que regresamos un par de meses después... si estoy de acuerdo en que era un poco caro, pero en mi caso pagué la cuenta con gusto despues de una muy agradable velada. 700 bs ( una entradam dos principales, dos postres y una botella de vino ).